Ahora todo el mundo habla de sonrisas, del buen tiempo, 
del amor, 

ahora todo el mundo parece feliz porque han aprendido a dibujar 
caritas sonrientes, 

pero la felicidad es más que eso, 
va más allá de esa apariencia, 
es en sí misma la razón del universo, 
la perfección de la vida, 
la esencia pura del tiempo y el espacio. 

La fuerza vital que nos obliga a acercarnos, 
la misteriosa gravedad que nos mantiene atados 
a nosotros mismos. 

There are no reviews yet.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *