La cometa

La cometa

La cometa olvida lo que la mantiene atada a la tierra.
Y olvida también que sin la fuerza de su cuerda tampoco podría volar, girar,
dar brincos por el aire.
Olvida que irónicamente necesita algo que la obligue a quedarse.
Que no la deje ser arrastrada por el viento.

There are no reviews yet.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *